Los libros que reciben la denominación de incunables son aquellos que, como su nombre indica (del latín: cuna), fueron impresos en el período que fue la cuna de la imprenta: antes del año 1500. La manera de hacerlo era por medio de tipos móviles, son únicos y su valor alcanza hasta los cientos de miles de euros. Les presentamos una selección de los más exclusivos que encontramos en nuestro catálogo.



Y tú, ¿conoces otros libros incunables?