Diarios del joven Picasso en París

Tras los pasos del artista

Pedro Carrera Hortas

Ala venta en IberLibro el Carnet Picasso: París, 1900; una edición facsímil del diario que el célebre artista portaba consigo durante su primera estancia en París, en 1900. Se reproducen con la más certera precisión bocetos, anotaciones, manchas, tamaño y grosor del papel. Imposible acercarse más al original.

Comprar el Carnet Picasso Edición facsímil numerada


Tras los pasos del artista

El sol tibio del final de otoño reina sobre París. Los tonos anaranjados del cielo y la brisa, que no es fría todavía, invitan a ver pasar el tiempo en las terrazas. En uno de los bares de Montparnasse ella espera a alguien. Dejando su vista resbalar por la concurrencia encuentra al fondo un chiquillo de apenas 19 años, afanado en su cuaderno, levantando la vista hora sí hora también para capturar sus facciones y dibujarla. Se trata nada más y nada menos que del joven Pablo Picasso.

Boceto de una joven sentada

Después de haberse impregnado de la vida modernista de Barcelona, Picasso y su buen amigo Carlos Casagemas pusieron rumbo a París en Octubre de 1900 para asistir a la Exposición Universal. Durante los últimos meses de ese año ambos amigos vagabundearon por la ciudad, exploraron los barrios bohemios y frecuentaron a diversos artistas.

En los esbozos de los diarios de este viaje se pueden ver los comienzos de una exploración estética, muy influenciada por el impresionismo, que pronto se vería reflejada en obras como La espera (Margot). ¿No recuerdan el trazado y el uso del color de estos bocetos a la famosa obra?

Boceto del diario

Además del valor artístico que estos diarios poseen, traen el placer adicional de ponernos en los pies del propio artista, de trasplantarnos a la intimidad de su vida. Los diarios incluyen pensamientos y anotaciones, nombres de calles y listas de compra. Rosa María Subinara, profesora de Historia del Arte en la Universidad de Barcelona, incluye una introducción que ayuda a comprender la coyuntura personal y artística en que Picasso vivió durante esos meses.

Picasso y Casagemas, quienes ya habían compartido estudio en Barcelona, afianzaron una gran amistad en París, y de hecho Casagemas fue invitado a pasar las Navidades con la familia de Picasso en Málaga. Allí ambos amigos tendrían una grave discusión, y antes de que pudieran reparar su amistad, Casagemas se suicidaría en París, con un tiro de pistola en la sien, por desamor, en medio de un café. Una muerte que afectaría muchísimo a Picasso, y que lo sumiría en una etapa de melancolía y depresión, conocida como el período azul, ya que emplearía con frecuencia tonos de azul frío. Tyto Alba ha reproducido esta historia de arte, bohemia y pasión en un cómic titulado La Vida.

El diario original está en posesión del Museo Picasso de Barcelona, y se han editado solamente 1.000 copias facsímiles numeradas. Si este tema ha sido de su interés, no deje de explorar en nuestro inventario obras originales de Picasso, biografías del artista o reimpresiones más económicas de su obra.


Comprar el Carnet Picasso Edición facsímil numerada

¿Cuál es su obra favorita de Picasso?