Iberlibro Home

Entre libros y letras


El blog de IberLibro

Búsqueda Avanzada Materias Libros antiguos Libros usados Librerías
Búsqueda Avanzada

A, e, i, o, u…


Cuadernos de escritura Rubio

A, e, i, o, u… Esas son las primeras letras que aprendemos a dibujar. La primera vez siempre a lápiz, para que podamos borrar por si nos salimos de las dos líneas y empezar otra vez. Algunos aprietan con fuerza el lápiz contra el papel, tanto que casi se pueden ver las letras que han escrito tras pasar las ochenta hojas que contiene un cuaderno. Otros, sin embargo, parece que casi les da miedo tocar el papel, por lo que lo acarician suavemente (normal que después de tantos alumnos y tantos cuadernos que corregir, algunos profesores necesiten gafas).

El siguiente paso es lo del tamaño y el tipo de letra. En general, cuando uno comienza a escribir, las letras van encadenadas entre sí. ¿A quién no le han recordado alguna vez hacer el “rabo de la o” o unir la “m” a la “p” que viene después? En general, al principio uno escribe despacio, procurando hacer buena letra hasta que uno ya comienza a tener confianza y empieza a apretar el acelerador como Schumacher. Uno corre libre por la autopista de las dos líneas hasta que el “bic” rojo del profesor le echa el alto.  La multa: a repetir otra vez la tarea y una de propina de Cuadernos Rubio para practicar antes dar el salto al boli y al cuaderno de cuadros.

Ahora, con eso de lo que llaman “las nuevas tecnologías”, parece que a uno le lanzan directamente a la autopista sin saber muy bien cómo se arranca o por dónde le tiene que echar la gasolina al coche… En fin, al menos siempre nos quedará buscar algún ejemplar “antiguo” o “raro” en IberLibro por si a alguno le entra la curiosidad de saber qué es un manuscrito…

Twitter Facebook Email
avatar